"EL ABUSO SEXUAL, ¿QUE ES?"


 

El incesto, abuso sexual, violaciones, acosos sexuales,  suelen ser una de las causas olvidadas u ocultas, que llevan a algunas personas a buscar ayuda psicológica u otro tipo de tratamiento. 
Muchas personas, que han sufrido abuso sexual, no ven la posible relación entre los  síntomas o estrés postraumático que presentan, y el abuso sexual que vivieron cuando niños(as). 
La mayoría ni siquiera recuerdan que les ocurrió y otras lo recuerdan de manera muy vaga.  
Algunas pacientes pasan por varios tratamientos y tardan años, antes de revelar que fueron abusadas o recordar lo que les paso, y es que los mismos mecanismos de defensa, que inicialmente protegieron al abusado y encerraran este problema en un lugar,  impedirán la recuperación y el cambio,  si no recibe el tratamiento adecuado. 


Todo abuso sexual es una violación al cuerpo, a los limites y a la confianza. Es una ruptura a los limites personales, emocionales, sexuales y energéticos, que provocan heridas profundas y que dejan cicatrices a nivel físico, emocional, espiritual y psicológico, que producen en la personas una serie de síntomas. 
Sin embargo, estos síntomas, pueden ser las semillas para iniciar el proceso de recuperación.  

El abuso sexual en niños, adolescentes  y adultos es más común de lo que se piensa. Estudios muestran que una de cada cuatro niñas y uno de cada ocho niños serán sexualmente agredidos antes de cumplir 16 años. 
En el 90 por ciento de las veces el abusador es un hombre, y en más de un 80 por ciento de los casos será un conocido.


La mayoría de estos actos quedan impunes, ya que este tema hace parte de un tabú. La ignorancia y falta de compresión de la familia, cultura, sistema, y sistema judicial, quienes muchas veces culpan a la victima y encubren o excusan al abusador, hace que la persona no denuncie el acto, convirtiendo el abuso en un secreto. 
Existen al menos 10 millones de “sobrevivientes secretos” que llevan la carga de un abuso, nunca compartido.

Muchos niños(as) no hablan, por que temen que si cuentan no les van a creer o les van a culpar, se sienten responsables y avergonzados. En el caso de un hombre es mas difícil contar,  por que si un hombre revela que fue abusado sexualmente su "hombría" y orientación sexual pueden ser cuestionadas. 
Por lo general, la gente asume que cuando un hombre ataca o viola sexualmente a otro hombre, el ofensor es homosexual y la víctima puede llegar a serlo tambien y convertirse en abusador mas adelante. 
Estas nociones, populares son equivocadas, tienen su raíz en el mito de que el asalto sexual busca principalmente la gratificación sexual, y la gente ignora los asuntos del poder y el control.  
No todas las personas que fueron abusadas, se convertirán en abusadores, aunque si muchos de los abusadores, fueron abusados de niños.


Consecuencias del secreto o encubrimiento del abusador:

Aunque el abuso sexual es un tabú para muchos, es importante hablar sobre ello, para poder sanar, educar y prevenir, porque de lo contrario:


-    El abusador no recibe el castigo y el tratamiento psicológico que necesita. Por ello, los abusos se repetirán.


-    La victima  no recibirá el tratamiento psicológico adecuado y necesario. Perpetuando los síntomas postraumáticos que vienen después de un trauma, que van a limitarle la vida. 


-    Las mujeres que tienen una historia de incesto, son más vulnerables a ser victimas de violación, sino son ayudadas. 

-    Por otra parte, en las familias los traumas tienden a repetirse de generación a generación. En unas familias se ve como la violación o abuso sexual, pasa de una generación a otra,  si se deja en secreto y no se hace nada al respecto.
 

Otro problema grave que se presenta es que hay una fuerte correlación entre abuso sexual o coerción y el sexo de alto riesgo y los embarazos no deseados especialmente en adolescentes. 

Fuente:Martha Escamilla, psicologa especialista en traumas.

.
CADA ABUSO QUE EVITAMOS ES UNA VIDA QUE SALVAMOS.